Gato con guantes poco caza, pero amenaza!

Sabemos lo que estáis pensando: «El gato de la foto no lleva guantes, sois unos mentirosos!». En nuestra defensa hemos de decir que no encontramos ninguno que llevase guante, pero la gatita se llama Miss Mittens (señorita mitones) y además a falta de guantes tiene una buena manta. 🙂

Gato con guantes poco caza?

Según el Centro Virtual Cervantes tenemos que:

«Para cada tarea hay que contar con los medios necesarios y no pretender refinamientos impropios e inútiles, más aún cuando no se está acostumbrado a ellos.»

Básicamente que el trabajo debe realizarse con los medios necesarios y sin añadir adornos, florituras o cosas que estorben a la hora llevar a cabo la faena.

Gato con guantes…

Como nos indica la web del hombre refranero parece que el refrán se usa para las personas que se arreglan demasiado para ir a trabajar. Aquí tenemos las diferentes versiones del refrán:

  • Gato con guantes no caza.
  • Gato con guantes no caza ratón.
  • Gato con guante no caza ratón.
  • Gato con guantes poco caza.
  • Gato con guantes no caza, pero alcanza.
  • Gato con guantes no caza, pero amenaza.
  • Gato con guantes no caza ratones, pero caza corazones.

Como puede verse las variantes son múltiples y para todos los gustos y colores. Hay quien dice que con guantes poco se caza y otros que dicen que no se caza nada, suponemos que esto dependerá de la zona geográfica se entenderá de una manera u otra.

Por otra parte tenemos las coletillas como «pero alcanza» o «pero amenaza», en ambos casos disculpan los adornos o florituras dando a entender que pese a usarlos se puede hacer un gran trabajo, o que pese a ir demasiado arreglado al trabajo no deja de ser un profesional en lo que hace.

Por último el de «caza corazones» significa que se pueden usar vestimentas poco prácticas o demasiado recargadas para ejercer un oficio, pero que atraen al sexo opuesto.