Heterocromía, gatos con un ojo de cada color

En este artículo os vamos a hablar de la heterocromía en los gatos.

Qué es la heterocromía?

La heterocromía no es nada más que tener un ojo de cada color tal y como podéis ver en la foto. Esta anomalía en la que los iris son de diferente color puede darse de dos formas: la total, en la que cada iris tiene un color distinto, o la parcial, donde los dos iris son iguales excepto por una pequeña franja que difiere de color en uno de los ojos.
Esta condición se produce cuando el animal (o persona, ya que también se produce en humanos) tiene demasiada o muy poca melanina (compuesto que crea el pigmento) en el cuerpo.

Cómo se produce la heterocromía?

La heterocromía puede ser congénita (de nacimiento), que acostumbra a ser hereditaria y, según wikipedia, es un gen dominante, esto quiere decir que si tenemos a un gato y a una gata y uno de los dos tiene heterocromía habrá un 50% de probabilidad de que cada uno de sus gatitos también la padezca. Además de hereditaria, la heterocromía también puede ser adquirida debido a alguna enfermedad, un traumatismo…

Qué gatos tienen más posibilidades de tener heterocromatía?

Los gatos blancos son lo que tienen más posibilidades de tener esta anomalía. Además, también tiende a ser sordos a causa de la ausencia de una capa de células en el oído interno que tiene su origen en las células madre. Cabe decir que los gatos heterocromáticos de color blanco presentarán sordera en el ojo azul y una audición normal en el otro.

En un futuro artículo os contaremos más sobre la sordera en los gatos, ya que es un tema que puede ser bastante extenso, además de interesante. 🙂