Mino y Nelly, un par de gatitos negros

En este artículo os vamos a contar la historia de Mino y Nelly, un par de gatitos negros de una seguidora de Gato Vago que están de camino a la fama. 🙂

Mino y Nelly

Mino y Nelly posando para la cámara.

Mino y Nelly

Según nos cuenta Zaida, la propietaria de los gatitos, el primero en llegar fue Mino. Por lo que se ve todo empezó el 28 de diciembre del 2014 cuando su madre y ella decidieron adoptar un gatito, su búsqueda les llevó a Tarraco Gats donde se enamoraron de Mino, aunque en ese momento lo tenían en una casa de acogida. Así que tuvieron que quedar con la chica que tenía Mino, que les contó por teléfono que había sido maltratado y abandonado, para el día siguiente.

El día siguiente fue muy emocionante porque por fin iba a poder reunirse con Mino, una de las cosas que más recuerda es cuando le dieron al gatito metido en una caja alta roja y blanca porque no tenían transportin para llevarlo. Al poco de llegar a casa Mino se quedó durmiendo al lado de Zaida como un angelito. 🙂

La siguiente fue Nelly. Esta historia empezó el 1 de octubre del 2015 en un parking al aire libre donde vivía Nelly (era una gatita callejera) y en la que fue atropellada por un coche. La madre de Zaida vio lo ocurrido y se puso en contacto con Tarraco Gats (la misma protectora en la que adoptaron a Mino) para que ayudasen a la pobre gatita. Por suerte la protectora se hizo cargo de los gastos del veterinario y pudieron dejarla como nueva. 🙂

Parece ser que al principio a Mino no le hacía demasiada gracia que Nelly estuviese por casa (ya sabéis lo territoriales que son los gatos). Pero al final acabó aceptándola y ahora viven la mar de contentos. 🙂

Si queréis saber más sobre Mino y Nelly os dejamos el enlace a su Instagram y al Blog de Zaida.